Exceso de información

Imprimir

help"Por mucho tiempo la gente no se daba cuenta de cuánto no sabía: no sabía lo que no sabía. Pero ahora la gente sabe lo que no sabe y eso genera ansiedad."

"Nos estamos ahogando en información, pero sentimos sed de conocimiento."

"La información ya no es un medio para alcanzar un fin, se ha convertido en un fin en sí misma."

Estas frases las he apuntado de varios libros sobre mercadeo y publicidad, y han impactado la manera en que percibo los medios de comunicación.

Indiscutiblemente estamos en una sociedad que basa su economía, política, relaciones sociales y en ocasiones hasta su religión en los medios de comunicación.

Tenemos acceso a más información en una semana que lo que probablemente recibía una pesona promedio hace dos siglos en toda su vida escolar. Y ese exceso de información hace que algunos se vuelvan permeables a cualquier doctrina que se les quiera vender si no tienen principios claros, o que otros se conviertan en personas que simplemente se cierran a toda posibilidad de aprender algo realmente porque se sobrecargan y no saben de que manera eficiente filtrar tal volumen de datos.

Dice un dicho popular que cuando no sabemos para donde vamos cualquier bus nos sirve; es igual con la información a la que tenemos acceso, si no sabemos lo que buscamos, cualquier información nos puede parecer adecuada, y esto puede generar que establezcamos parámetros sobre falsas realidades, que demarquemos límites de vida sobre especulaciones o medias verdades.

Internet y la velocidad en constante crecimiento de las comunicaciones ha creado en nuestra vida en una necesidad de inmediatez, donde buscamos respuestas rápidas, soluciones prontas y sobretodo (y lo más delicado), donde buscamos que otros respondan lo que con un poco de esfuerzo y creatividad podríamos responder por nuestros propios medios.

Esa inmediatez y esa ansiedad por respuestas inmediatas, ha conseguido que cada generación tenga una menor capacidad de análisis, una menor coherencia en sus principios y un casi nulo sentido común para solucionar problemas.

Las herramientas se han convertido en el fin.

Una solución: soltar un poco el afán por recibir respuestas, leer siempre varias opciones, buscar libros impresos (tienen trabajo de investigación, edición, revisión), y siempre, tomarse el tiempo para pensar y definir las respuestas correctas por nosotros mismos.

No permitamos más que piensen por nosotros, porque entonces seremos siempre dependientes.

"Se les ha olvidado pensar, porque ya hay quien piense por ellos, se les ha olvidado analizar porque hay quien analice por ellos, se les ha olvidado cómo tomar una decisión porque hay quien decida por ellos. Han dejado su destino en manos de una élite, que ha notado que pensando un poco más es fácil dominar a quien solo actúa por costumbres."

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Acceder

En línea

None

Hora en Colombia

-----------------------------------------------------

BIBLIA

por amen-amen.net

Contador de visitas

35823
Hoy
Ayer
Esta semana
Semana pasada
Este mes
Mes pasado
Siempre
33
41
393
34882
1429
2681
35823

Tu IP: 23.21.23.126
Hoy es: 2014-04-19 12:01:24
Saturday the 19th. Commission Junction Review. © Juan Carlos Quimbay Mejía